Plataforma contra la subasta de contratos públicos relativos a Seguridad y Salud.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someonePrint this page

Hoy hemos descubierto una interesante plataforma en pro de la prevención y la seguridad laboral que pretende luchar contra las instituciones con el fin de conseguir unos contratos justos en materia de Seguridad y Salud, que garanticen la seguridad laboral a todos los niveles.

Puedes visitarla en: https://nosubastaprl.wixsite.com/stop

Esta plataforma se complementa con una campaña de CHANGE.ORG para que todos los interesado puedas apoyar esta iniciativa. Los interesados podéis acceder desde el siguiente link. FIRMA

Trascribimos el texto de la plataforma:

¿Por qué?

Porque la prevención y la seguridad es un asunto serio que afecta a todos los agentes intervinientes en los procesos productivos. Un contrato coherente, sin bajas temerarias y que no esté adjudicado a dedo puede suponer, no solo un ahorro final, si no que vela por la integridad física de las personas, así como por el cumplimiento de la legalidad vigente.

¿Desde cuándo?

La subasta de los contratos públicos relativos a seguridad y salud en la construcción viene siendo una práctica habitual, tanto con el marco legal anterior en materia de contratación pública como con el vigente actualmente desde la publicación de las Directivas de 2014 (que promueven precisamente la prevalencia de los criterios de calidad y eficiencia respecto de los puramente económicos).

Por esta razón, desde ya, EXIGIMOS que los modelos de contratación pública se equiparen a los establecidos en el resto de administraciones europeas, eliminando la subasta en la que se valora exclusivamente el precio de la adjudicación frente a otros aspectos como la idoneidad de la propuesta, la capacidad técnica del aspirante o las experiencias previas.

¿Hasta cuándo?

​Para siempre. Los nuevos modelos de contratación deben venir para quedarse, pudiendo sufrir una evolución positiva que optimice los servicios prestados, pudiendo ser integrados en modelos de contratación más complejos como el IPD (Integrate Project Delivery) en los que, desde las fases iniciales, todos los intervinientes en los procesos de diseño y producción trabajan desde el inicio en pro de un objetivo común

¿Quiénes son los afectados?

A todos los participantes en el proceso. Un mal contrato que tenga por objeto trabajos relacionados con la seguridad y salud de los trabajadores repercutirá en toda la cadena productiva, dejando sin cobertura física y legal tanto a el personal productivo como a los pertenecientes al proceso de gestión y dirección.

Empresas
Técnicos
Trabajadores
Terceros.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someonePrint this page

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *